Literatura macabra

“Pensé escribir una novela, libro extraño, nueva danza macabra, en la que bailaban, en trágico abrazo, el amor y la muerte” – Gustavo A. Bécquer (1870)

Acabo de terminar “La más densa tiniebla” de Toño Malpica, y quiero hacer una pequeña reflexión al respecto. Es un libro bastante perturbador, me atrevería incluso a declararlo como Literatura macabra para jovenes. Lo macabro tiene que ver con cierto morbo sobre la muerta y efectivamente este es un libro que usando una de la técnicas literarias más antiguas, los relatos dentro de otro relato, a la manera de un decameron o de las mil y una noches, le da un giro totalmente inesperado y definitivamente angustiante a cuentos muy reconocibles. Ya Toño ha incursionado con bastante éxito en la literatura de Horror, construyendo ese sentido del horror que parte de la novela negra y que incluye el miedo ante lo desconocido, pero en este caso estamos hablando de una fascinación básica sobre la muerte, de fábulas que se basan precisamente en la muerte de los protagola mas densa tinieblanistas como punto del aprendizaje. Es el tipo de expansión literaria a las historias “ese niño se murió por desobedecer” con las que nos asustaba la abuela. ¿Podemos disfrutar de algo tan desesperanzador? ¿Siempre hay una parte morbosa en cada persona? ¿Que dice de mi propia oscuridad el tener que declarar que disfruté mucho esta novela?

Toño ha escrito una pequeña obra genial, que cumple con esa premisa surrealista de “la belleza será convulsiva o no será” y que nos hace saber que, aunque haya final feliz, todos tenemos una cierta fascinación por el castigo y la muerte.

Recomiendo este libro ampliamente, y no dejarse engañar por la etiqueta de “para niños lectores”, esta es una novela compleja para lectores de todas las edades.
La más densa tiniebla. Por Toño Malpica (texto) y Joaquín Aragón (Ilustración) sept 2015 Ediciones El Naranjo, México.

http://www.edicioneselnaranjo.com.mx/product;id,136

http://www.galofrando.com/libros_ninos.php#TINIEBLA

Recetas de galletas de navidad

Galleta de maicena

525 gr. de maicena
250 gr. de mantequilla
¾ de taza de azúcar
1 huevo entero
4 yemas
½ cucharadita de sal

Se bate la mantequilla hasta consistencia de crema, se le agrega el huevo entero y una a una las yemas, el azúcar y al último la maicena y la sal

hornear a 175°C sin dejar que se doren.

Galletas de jengibre

½ taza mas 2cucharadas de mantequilla
2/3 de taza de azúcar granulada
1 huevo
¼ de cucharadita de clavo de olor en polvo
¼ de cucharadita de nuez moscada en polvo
1 cucharadita de canela en polvo
¼ de taza de melado (un pedacito de piloncillo desbaratado en agua, miel espesa)
1 cucharadita de jengibre en polvo
2 tazas de harina
1 cucharadita de soda (bicarbonato)
cerezas, almendras peladas y cortadas en rajitas, para decorar

En un tazón grande mezcle la mantequilla con 1/3 de taza de azúcar y el huevo hasta que este ligero y suave. Ahora añada el melado, el clavo, la nuez moscada, la canela y el jengibre. Después agregue la harina, la soda hasta que la masa esté suave. Envuelva la masa en un papel de aluminio y refrigere por lo menos una noche.

Para hornear

Se pueden hacer galletas redondas haciendo bolas con una cucharadita bien llena, revuelque la bola en el 1/3 de taza de azúcar restante, apachurre para hacer discos, decorar con almendra y cereza.

Para hacer con moldes de figuras primero se extiende la masa, se cortan las figuras y luego se revuelcan por el azúcar antes de decorar.

Se extienden al hornear, así que hay que acomodarlas en la lata un poco separadas. Hornear a 175° C

Galletas de nochebuena (cardamomo)

1 ½ kilo de harina
1 kilo de piloncillo
250 gramos de mantequilla
125 gramos de manteca
45 gramos de royal
40 gramos de cardamomo (polvo)
15 gramos de canela
1 cucharada de zumo de limón
½ kilo de mezcla de pasitas, biznaga y naranja cubierta (la mezcla normalmente tiene más pasitas que el resto de los ingredientes)

Se pone el piloncillo a hervir en medio litro de agua. Ya que está una miel espesa, se le pone la mantequilla y la manteca. Luego el cardamomo, la canela, el zumo de limón, las pasas y la fruta picada. Se saca de la lumbre y se pone la harina con el royal. Se amasa, Espolvorear harina y extender y cortar sin dejar que se enfríe la masa. Decorar con almendra.

Hornear a 200° C

Caminata por el Cajas

Me siento un poco más cuencano, hoy completé una caminata por el parque nacional El Cajas, desde las Tres Cruces (4200 m de altura sobre el nivel del mar) hasta Huagrahuma (3800 m snm), en un grupo de papas y niños del grado de Juan Gonzalo, y fue una experiencia inolvidable, la majestuosidad del paisaje, las maravillas naturales, el compañerismo y gracias al clima que fue ideal para que la experiencia fuera cien por ciento positiva.

Algunas fotos

 

El mapa del recorrido, marcado con el numero 4, y termina coincidiendo con el numero 7

mapa-sendero-4

La Máquina

Ilustración de la portada por Patricio “Pato” Betteo

Hace unos días terminé de leer “La Máquina”, de Antonio Malpica, y he estado rumiando muchas ideas. Como todas las novelas que me atrapan, tuve que seguir leyendo hasta terminarla, lo que pasó a las dos de la mañana de un domingo. Y es una novela que aunque publicada bajo el membrete de novela juvenil, creo que tiene más aristas y sombras de lo que esa etiqueta comercial presupone.

Si no han leido “La Máquina”, consigan el libro ya. Pueden buscarlo  en El Sótano, en Santillana Una de las sorpresas fue leer que está en la cuarta reimpresión, el ejemplar que yo tengo no tiene la bonita portada de Betteo que se ve en las tiendas en línea, aunque le dan crédito como portadista. Es una novela no muy larga, escrita con lenguaje ameno y muy chilango, pero no tanto que quien no sea chilango no pueda entenderlo. Y a partir de aquí es posible que empiecen los spoilers, así que sobre advertencia no hay engaño.

A Toño se le puede reconocer un gran tema que aparece una y otra vez en sus novelas. Simplistamente es el “boy meets girl” pero especialmente en esta novela es una variación especial, porque el chico no tanto conoce al a chica como es arrasado por ella. Yo diría que el primer amor siempre nos toma por sorpresa y nos sobrepasa, y es así como se encuentra en esta novela, sobrepasando al protagonista. Pero está bien, porque no es el tema principal de la novela, como si lo es en otras novelas juveniles y adultas como puede ser “Ver pasar a los patos” o “Ulises 2300” o “Hacked by conejo”. Hay mucho del protagonista de “Hacked…” o de Ulises en Chano, el protagonista de esta novela. De cierta manera, los protagonistas de Toño Malpica son uno sólo, en esa inexperiencia ante el mundo, en esas tremendas ganas de sobrepasar lo cotidiano y de encontrar lo extraordinario (casi siempre representado por alguna muchacha). Son protagonistas que son como cualquier lector pero siempre con cualidades que los hacen entrañables. Otra constante de la obra de Toño que se encuentra en “La Máquina” es el de la amistad a toda prueba entre personas dispares, la amistad que sobrepasa condición social y género. En La Máquina se dá entre Chano, el abuelo Tomassi y Sandra “la darky”. Es una amistad que reconocemos en pocas lineas, que sabemos reconocer en nuestros propios amigos y que Toño destila genialmente con mínimos recursos narrativos, como en los duelos verbales entre el Abuelo y Chano o la repentina ternura (o agresividad) de Sandra.

El otro tema presente en las novelas de Toño es la fantasía. La Máquina que le dá título a esta novela es un genuino McGuffin y procede de un país de hadas y unicornios. Los seis capitanes de Todas las Cosas, que son seres que proceden de una alucinación y viven en una entelequia fantástica, pero es una entelequia que si es real precisamente porque el postulado es que en Todas las Cosas lo que es real es lo que puede imaginárse. Encuentro que este tipo de fantasía es quizás la voz más característica de Toño, la identifico con el ángel guardian de “Billie Luna Galofrante”, donde Dizzie Gillespie reencarna en un contador de la Narvarte, resuena como resuenan los pasajes más mágicos de “A donde no conozco nada” o “Por el Color del Trigo”. Los Capitanes, Todas las cosas, el Unicornio, me llevan a pensar justamente en El principito o en Isak Dinesen, en la irrupción de lo maravilloso en lo cotidiano, en que la única utilidad de la magia es anclarnos en lo real, hacernos encontrar nuestra vocación como artistas del grafiti o nuestro amor verdadero en el patio de la secundaria.

Y finalmente está La Maquina de las mil posibilidades, una especie de Gato de Schrödinger en el que la voluntad puede cambiar al mundo pero solo si al usar la máquina estamos seguros de que la máquina funciona. Las implicaciones filosóficas de este artefacto narrativo tan maravilloso son lo que me han hecho escribir esta larga y entusiasta reseña. En un retorcimiento del fatalismo clásico, la novela termina con un cuestionamiento clásico: Todo lo que hicimos, las decisiones que tomamos, determinan nuestro futuro, y si tuvieramos un artefacto que nos puede dar la oportunidad de cambiar algo que decidimos en el pasado ¿lo usariamos, sabiendo que quizás ese cambio cancelaría ese momento en el cual podemos usar la máquina? ¿Es realmente libre el libre albedrío si no podemos cambiar lo que hicimos en el pasado y lo que hicimos en el pasado es lo que determina nuestro futuro? Si sabemos que vamos a morir ¿vale la pena engañar a la muerte, si tener más tiempo de vida no significa que realmente vamos a vivir?

Esa es la última constante de las novelas de Toño. La moraleja de que la vida es para vivirla, para estar con los amigos, para maravillarse con las cosas que pasan todos los días, para reir, para besar a la niña que nos gusta y que nos gustaba desde siempre y que aunque no esté con nosotros siempre nos gustará y siempre estará presente en todos los besos que le demos a las posibles niñas que vendrán en el futuro.

Como el Abuelo de Chano supo al final de la novela, uno puede vivir de verdad en tres meses después de haber pasado décadas de cuasi-vida, pero esas décadas son el origen de esos tres meses, y no puede ser de otra manera.

Toda mi admiración para Toño Malpica, de quien me declaro lector fanático, y mi agradecimiento por “La Máquina”, por haber creado en tan pocas páginas una reflexión tan profunda de lo que es la vida, la muerte y el destino.

Y si estuviera junto a mi, le daría un abrazo tipo Capitán de Todas las Cosas,  a mi comandante Malpica…

La Máquina – Antonio Malpica, Edit. Santillana (2013) Colección Alfaguara Juvenil Serie Roja, México D.F. ISBN 978-9929-679-19-1

Lo cierto es que quise, al interior de este libro, dejar en claro que la fantasía bien puede tomar el control y arrasar por completo con lo que tenga que arrasar, al modo de los huracanes, que de gentiles no tienen nada. Literariamente hablando, claro. Es uno de los textos que más he disfrutado porque apelan a la complicidad total del lector. – A. Malpica, en su web “Galofrando”

Adios, Lou.

Guido Harari/Contrasto/Redux
Guido Harari/Contrasto/Redux

Como muchas parejas, cada uno construyó las maneras de ser – estrategias y algunas veces compromisos, con los que se nos hacía posible ser parte de un par. Algunas veces perdíamos un poco más de lo que podíamos dar, o dábamos mucho más, o nos sentíamos abandonados. Algunas veces nos pusimos muy enojados de verdad. Pero incluso cuando yo estaba con iras, nunca estuve aburrida. Aprendimos a perdonarnos uno al otro. Y de alguna manera, por 21 años, enredamos mutuamente nuestras mentes y corazones.

Like many couples, we each constructed ways to be – strategies, and sometimes compromises, that would enable us to be part of a pair. Sometimes we lost a bit more than we were able to give, or gave up way too much, or felt abandoned. Sometimes we got really angry. But even when I was mad, I was never bored. We learned to forgive each other. And somehow, for 21 years, we tangled our minds and hearts together.

 

Laurie Anderson, en su reflexión póstuma dedicada a su esposo Lou Reed. 

 

 

Cedo la palabra a Toño Malpica

Mi compadre Toño tiene planeados cinco libros de una saga a la que ha llamado “Del libro de los héroes”. Hoy, festejando que ve la luz el tercer libro, y recordando que fue justo el dia que nació Bruno cuando el mandaba la version final del primer libro al editor, escribe en facebook una reflexión que yo prefiero poner aqui porque siento que en facebook las cosas no perduran. Dice Toño:

En las primeras páginas del mi libro “Siete esqueletos decapitados” dice, apenas después del título: “Para Bruno, justo a tiempo”. Cuando tecleaba esa frase en el archivo, minutos antes de guardarlo y enviarlo a mi editor (sólo tecleo la dedicatoria si sé que la novela ya está terminada, es lo último último último que hago) sabía perfectamente que mi primer hijo (aún en la panza de su mamá en ese momento) estaba a pocos días de arribar al mundo. Me equivoqué por poco. Bruno nació justo ese mismo día, unas cuantas horas después de que mandé a Océano la primera versión de “Siete esqueletos decapitados”. Hoy Bruno Malpica tiene seis años cumpliditos. Los mismos que tiene, a mi lado, Sergio Mendhoza. Cuando creé el mundo de “Siete esqueletos decapitados” lo hice pensando en el libro de terror que a mí me hubiera gustado leer cuando era un muchacho ávido de historias de miedo. Y creo que conseguí algo, si no exacto a lo que me planteé, al menos sí bastante aproximado. Pero luego sin querer, sin proponérmelo en realidad, los personajes se me fueron escapando de las manos, fueron haciéndose de su propia vida y sus propios sueños. Y me dí cuenta, cuando estaba cerca del final de ese primer libro, que simplemente no quería dejarlos ir. Así que cometí la osadía de dejar abiertas varias puertas; hice mi apuesta y pedí a Daniel Goldin, mi editor, que me permitiera seguir manteniéndolos vivos porque, de no ser así, una parte de mí moriría antes de tiempo. Por eso, después de todos estos años, aún siguen a mi lado, porque comprendí a tiempo que Sergio, Brianda, Jop, Guillén, Farkas… son también Antonio Malpica. Y, Antonio Malpica, ellos. No ha sido fácil. Se me ocurrió el chiste de escribir una saga de cinco libros. Pero de chiste no ha tenido nada. He puesto todos mis recursos literarios, mi cariño y mi tiempo en estos personajes, en esta aventura, en este mágico grimorio. Y debo admitir que, cuando inicié, no me imaginé que fuera tan laborioso… pero tampoco tan gratificante. La respuesta de los lectores (pocos pero muy devotos) ha sido de lo mejor que me ha pasado en la vida como escritor. Y estoy sumamente agradecido. Tal la razón de estas líneas, de este rollo tan azotado pero también tan del corazón. Porque hoy, después de una laaaaarga espera, al fin puedo anunciar que ya tenemos con nosotros la tercera entrega, un libro que pongo en manos de mis lectores con el mismo miedo del cocinero que da a probar al más exigente paladar su última creación culinaria; con el mismo miedo del actor que, justo al salir a escena, reconoce entre el público al crítico más estricto. (¿Cuánto miedo puedes soportar, Malpica?) Así que ahí están, vivos todavía, mis otros hijos de seis años. Sergio a la cabeza, mi querido y heróico muchacho a quien he hecho pasar por cosas tan terribles que a veces quisiera sacar de los libros para poderlo abrazar con fuerza. Lamentablemente lo único que puedo hacer es seguirlo escribiendo. Y puesto que sólo así podré ayudarlo a que al final consiga lo que todos (autor incluido) anhelamos para nuestros hijos (dígase la consecución del sueño, la tranquilidad del alma, la satisfacción del trabajo bien cumplido, eso que llaman felicidad acaso) lo seguiré escribiendo mientras haya oportunidad y vida. Gracias a todos los que han seguido conmigo, con Sergio, en esta emocionante aventura. Gracias por la paciencia y el cariño. Por lo que ha habido y por lo que vendrá. Supongo que cuando tenga lista la última entrega, mi hijo Bruno ya habrá leído las aventuras de su hermano de papel y podrá, junto conmigo, junto con los lectores que también lo quieren, ayudarlo, desde este lado de las negras portadas, a completar su destino. Ojalá que sí. Esa es mi apuesta y en ella pongo mis esperanzas.

trilogia de Mendhoza

Compren los libros, si no los han leido

Siete esqueletos decapitados

Nocturno Belfegor

El llamado de la estirpe

Actualización de novia 5.0 esposa 1.0

Estimado Equipo de Soporte Técnico

El año pasado actualizé Novia 5.0 a Esposa 1.0. Muy pronto me di cuenta que el nuevo programa iniciaba procesos-hijos inesperados que ocupaban mucho espacio y recursos valiosos. Adicionalmente, Esposa 1.0 se instaló a si misma en todos mi otros programas y ahora monitorea todas las otras actividades del sistema. Aplicaciones como NochesDeSoltero 10.3, FootBall 5.0, CheleandoConLosPanas 7.5 y Saliditas 3.6 ya no quieren ejecutarse, haciendo que se caiga el sistema si intento seleccionarlos. No parece haber manera de evitar que Esposa 1.0 este activa en segundo plano todo el tiempo mientras intento correr mis aplicaciones favoritas. Estoy considerando regresar a Novia 5.0, pero el “desinstalador” de Esposa 1.0 ¡No funciona!

¡Ayuda, por favor!

Gracias, Un usuario atribulado

Estimado Usuario Atribulado

Su problema es de hecho un problema muy común del que ya hemos recibido muchas quejas. Mucha gente actualiza Novia 5.0 a Esposa 1.0 con la idea de que es sólo una actualizacion con mejoras en las utilerías y el programa de entretenimiento. ¡Esposa 1.0 es un SISTEMA OPERATIVO y fue diseñada por sus creadores para hacerce cargo de TODO!  Por lo tanto es imposible borrar Esposa 1.0 y regresar a Novia 5.0. Es imposible desinstalar, o purgar los archivos del sistema una vez instalado. De hecho, no es posible regresar a Novia 5.0 ya que Esposa 1.0 está diseñada para no permitirlo. (Basta con leer le manual de Esposa 1.0 en el capítulo de Advertencias-pensión-pension alimenticia de progenie)

Lo que le recomendamos es que mantenga Esposa 1.0 y enfoque sus esfuerzos en mejorar el ambiente de ejecución. Una aplicacion que ha dado buen resultado es el programa de ejecución en segundo plano “Sí Querida” que alivia bastante el aumento de software. El mejor curso de acción es ingresar el comando C:\DISCULPAS ya que en ultima instancia se tiene que emitir el comando DISCULPAS siempre antes de que el sistema regrese a su estado de ejecución normal.

Esposa 1.0 es un gran programa, pero tiende a ser de muy alto mantenimiento. Esposa 1.0 viene con varios programas de apoyo como Limpieza 2.5, barrer 3.0, cocinar 1.5 y HacerLavanderia 4.2 Sin embargo, hay que ser muy cuidadoso en como se usan estos programas. El uso inapropiado causa que se arranque el programa JodeyJode 9.5, y una vez que esto sucede la única manera de mejorar el desempeño de Esposa 1.0 requerirá la compra de del software adicional Vestidos 2.1 y Joyería 5.0

ADVERTENCIA: NUNCA bajo ninguna circunstancia instale SecretariaEnMini 3.3 ya que esta aplicacion no esta soportada por Esposa 1.0 y causará un daño irreversible al sistema operativo e incluso al hardware

Atte: el equipo de soporte

Dear Tech Support Team, … … Last year I upgraded from Girlfriend 5.0 to Wife 1.0. I soon noticed that the new program began unexpected child-processes that took up a lot of space and valuable resources. … In addition, Wife 1.0 installed itself into all other programs and now monitors all other system activities. Applications such as BachelorNights 10.3… , PlayBall 5.0 , BeerWithBuddies 7.5, and Outings 3.6 no longer run, crashing the system whenever selected.

I can’t seem to keep Wife 1.0 in the background while attempting to run my favorite applications. I’m thinking about going back to Girlfriend 5.0 , but the ‘uninstall’ doesn’t work on Wife 1.0 .

Please help!

Thanks,
“A Troubled User”

Dear Troubled User:

This is a very common problem that people complain about.

Many people upgrade from Girlfriend 5.0 to Wife 1.0 , thinking that it is just a Utilities and Entertainment program. Wife 1.0 is an OPERATING SYSTEM and is designed by its Creator to run EVERYTHING!!! It is also impossible to delete Wife 1.0 and to return to Girlfriend 5.0. It is impossible to uninstall, or purge the program files from the system once installed. You cannot go back to Girlfriend 5.0 because Wife 1.0 is designed not to allow this. (Look in your Wife 1.0 Manual under Warnings-Alimony-Child Support).

I recommend that you keep Wife1.0 and work on improving the environment. I suggest installing the background application “Yes Dear” to alleviate software augmentation. The best course of action is to enter the command C:\APOLOGIZE because ultimately you will have to give the APOLOGIZE command before the system will return to normal anyway. Wife 1.0 is a great program, but it tends to be very high maintenance. Wife 1.0 comes with several support programs, such as Clean 2.5, Sweep 3.0, Cook 1.5 and DoLaundry 4.2. However, be very careful how you use these programs. Improper use will cause the system to launch the program NagNag 9.5. Once this happens, the only way to improve the performance of Wife 1.0 is to purchase additional software Dresses 2.1 and Jewellery 5.0.

WARNING: DO NOT, under any circumstances, install SecretaryWithShortSkirt 3.3 . This application is not supported by Wife 1.0 and will cause irreversible damage to the operating system and to your computer as well.

Las religiones del mundo, explicadas en mexicano

TAOISMO: Se chingó
HINDUISMO: Esta chingadera ya había pasado antes
ISLAM: Si ya se chingó, tomemos rehenes
BUDISMO: Si se chingó ¿Es realmente una chingadera?
ADVENTISMO DEL 7º DÍA: El verdadero día de las chingaderas es el sábado
PROTESTANTISMO: Si trabajo más duro ya no se volverá a chingar
CATOLICISMO: Se chingó, pero me lo merezco
TESTIGOS DE JEHOVÁ: “Toc Toc Toc: Venimos a contarle que se chingó”
JUDAISMO: ¿Porqué las chingaderas siempre me pasan a mi?
HARE KRISHNA: Se chingó rama rama ding dong
ATEISMO: No chingues
TELEEVANGELISMO: ¡Manden! ¡Más! ¡Chingaderas!
RASTAFARIANISMO: Fumémonos esta chingadera

Visto en el Hostal "La Cigale", Cuenca, Ecuador.

 

Neurona de guardia #140

Something evil and full of testosterone must be smiling down on me tonight. About half a block from Sunset on Cahuenga Boulevard, parked right out in the street like Grandma’s Camry, is a silver Bugatti Veyron 16.4. An easy two million dollars in precision engineering and eyeball kicks. If Hugh Hefner designed the Space Shuttle, it would look like the Veyron. Luke Skywalker would be conceived in the backseat of this car, if it had a backseat.

Algo maligno y lleno de testosterona ha de estarme sonriendo esta noche. A una media cuadra de Sunset en Cahuenga Boulevard, estacionado ahi nomás como si fuera el camry de la abuela, hay un Bugatti Veyron 16.4. La forma fácil de llevarme dos millones de dólares en ingeniería de precisión y golpes en los globos oculares. Si Hugh Hefner diseñara el transbordador espacial, se vería como el Veyron. Luke Skywalker sería concebido en el asiento trasero del Veyron, si tuviera un asiento trasero.

J. Stark, a punto de robarse un Veyron, en Kill The Dead: a Sandman Slim novel, de Richard Kadrey
Bugatti Veyron