Diez cosas malas que son buenas

La siguiente es una lista de diez cosas que normalmente se consideraban malas a la salud y que recientemente han sido objeto de estudios científicos que han mostrado que tienen algunos aspectos saludables

Sacado de Top Ten Bad Things that are good for you

10.- Cerveza: mejora las funciones cardiovasculares
9.- Ira: el mejor mecanismo para lidiar con la frustracion y la angustia
8.- Café: Antioxidante y contra la diabetes
7.- LSD: para combatir dependencia a otras drogas
6.- Luz solar: Antidepresivo y energizante
5.- Gusanos vivos: Previenen infecciones y mejorar la curacion de heridas
4.- Marihuana: para el alzheimer
3.- Vino tinto: antioxidante, mejoras cardiovasculares
2.- Chocolate: Antioxidante, anticancerigeno, antitrombosis y estimulante de la circulacion sanguinea en el cerebro
1.- Sexo: antiestres, anticolesterol, mejora la circulacion sanguinea.

Sólo recuerden que todo exceso es malo (y en el caso del café y el chocolate, tomarlos sin azucar)

La noche de los alebrijes gigantes

Fuimos al desfile de alebrijes gigantes que organiza el MAP (que se esta volviendo uno de nuestros museos favoritos) y nos divertimos mucho. El proyecto de remodelación de Av. Juárez esta impresionante, realmente revitalizará esa zona del centro. Por lo pronto, les dejo 25 fotos que sacó pris. El album está en ésta liga
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007

Actualización: 24 de octubre

Me escribe Marilú, del Claustro de Sor Juana, para preguntar que porque no puse fotos del alebrije que hicieron titulado “El devorador de almas”. La realidad es que escogí solo unas cuantas de las muchas fotos que tomo Pris, y las fotos de ese alebrije no estaban buenas. Ella, amablemente, me mando las dos siguientes para incluirlas como parte de esta galeria. Los autores del alebrije fueron Hugo Luna, Ricardo Linares, Beatriz Chino, Fabiola Fernández, Oscar Carrillo, Marilú Garcia, Victor Manuel, Victor, Simón Moises. ¡Gracias, Marilú!
La noche de los alebrijes 2007La noche de los alebrijes 2007

 

El Centro, sin ambulantes

Fuimos el domingo a vercomo se veia el “perímetro a” sin ambulantes.

Ésta es la esquina de Academia y Moneda, donde se encuentra nuestra venerable Academia de San Carlos, escenario de tantos años de la vida de Pris y mía.

Vista panorámica de la esquina de Academia y Moneda

Tengo una versión de 3 megabytes, 4240 px x 1500 px si a alguien le interesa y tiene el ancho de banda para descargarla. Solo hay que hacer click aquí

Otra vista de la misma esquina, desde la posición opuesta. Se aprecia el Templo de Sta. Inés y el Exconvento convertido en Museo José Luis Cuevas.
Esquina de Academia y moneda, mirando hacia el norte y oriente
¿Aceptan apuestas de cuanto tiempo va a durar el centro así?

Nos leemos

Neurona de guardia #91

Kurt Vonnegut believed that what science fiction and pornography have in common is that they're both visions of impossibly hospitable worlds. But what Blade Runner did was create a dystopic, inhospitable world. It's dark and it's grungy and you wouldn't want to live there – but you'd love to go there.

Kurt Vonnegut creía que lo que tenían en común la ciencia ficción y la pornografía era que ambas son visiones de mundos imposiblemente hospitalarios. Pero lo que Blade Runner hizo fue crear este mundo distópico, inhospitalario. Es obscuro y es áspero y nadie querría vivir ahi – pero a todos nos encantaría ir de visita.

Neil Gaiman – Novelista

Neurona de guardia #90

Marketing can’t be made up of lies–because once people realize that they’re not true, everything you’ve said is suspect, all your promises are empty, and your ability to market is gone.

El Marketing no puede hacerse con mentiras — porque una vez que la gente se de cuenta que no es cierto, todo lo que hayas dicho antes se vuelve sospechoso, todas tus promesas serán vacías, y tu habilidad para ofrecer algo en el mercado se habrá ido.

Daniel Will-Harris, en su blog frickingenius.blogspot.com

Neurona de guardia #89

Tou have to give 100 percent in the first half of the game. If that isn’t enough, in the second half, you have to give what’s left.

Tienes que entregarte al 100% en la primera mitad del juego. Si eso no es suficiente, en la segunda mitad debes dar lo que te queda.

Yogi Berra

Neurona de guardia #87

The televangelism thing gets a lot of people worked up: Poor widows sending in money they can’t afford to spend in return for … what? The fact is that television has always been a completely commercial medium, and anyone who thinks there is a safe divide — or any divide at all — between commercials and content needs his or her head examined. This actually makes home shopping and televangelism the purest and most honest forms of the medium: They just want your money.

Televangelists Jim and TammyEsa cosa del televangelismo le molesta a mucha gente: Viudas pobres enviando un dinero que no pueden permitirse derrochar a cambio de… ¿qué? El hecho es que la televisión siempre ha sido un medio completamente comercial, y cualquiera que piense que hay una distancia segura –o cualquier distancia en absoluto– entre los comerciales y el contenido necesita que le examinen la cabeza. Esto hace que los canales de compras y el televangelismo sean en realidad las formas del medio mas puras y honestas: Programas que sólo quieren tu dinero.

Fenton Bailey y Randy Barbato, autores del documental “Los ojos de Tammy Faye”, en un artículo de Salon.com