Dia 6 – Viajando de regreso, reflexiones sobre el paseo

Llegó el dia de volver a casa. Prácticamente viajamos todo el día.
Las tardes de los dos dias que hicimos tours de medio dia las pasamos recorriendo el centro histórico de Cusco, viendo museos y artesanias, básicamente gozando de los sentidos.

Tres dias antes de iniciar el viaje me liquidaron de mi trabajo, pero no dejé que ese pequeño detalle me arruinara el ánimo o el disfrute. Total, ¡el viaje ya estaba pagado! Y mucho del disfrute fue estar con mi hijo y con Pris, con mi mamá y mi hermana.

Si te recomiendo este viaje, cien por ciento. Con entusiasmo. Como diseñadores y artistas encuentras el estímulo que tiene esos lugares mágicos como Oaxaca, por hacer una comparación ociosa. Y para los que nos gusta probar comida, Perú es una verdadera fiesta gastronómica.

Dia 5 – Valle sur

Esta vez nos fuimos en un transporte pequeño. Valle sur, nos dijo la guia Ivonne, es muy escasamente visitado. Y efectivamente, para las muchedumbres con las que soliamos recorrer los otros sitios, acá estuvimos casi solitarios.
El ultimo dia hicimos el tour por el valle sur, donde visitamos más pueblitos pintorescos, uno dedicado a la crianza de patos y gallinas, otro donde es famoso el chicharron, otro donde es famoso el cuy al horno, y fuimos a ver una iglesia “la sixtina de los andes” que tiene una fachada decorada al fresco y un altar barroco impresionantes. Era el dia de la santa cruz así que nos toco ver a los que llegaban a la iglesia cargando cruces de madera enormes decoradas con tapices y joyas, y oir la misa en quechua.

De ahi fuimos a las ruinas de pikillacta, que son de una cultura preinca de la cual los incas aprendieron los principios de arquitectura y urbanismo, y tambien es super extensa, y teminamos en una altura que se llama Tipón, que es considerada como una de los 10 obras de ingeniería hidráulica más importantes de todos los tiempos por el colegio internacional de ingenieros. Es un templo dedicado, ya te lo habrás imaginado, al agua. Toda la conduccion del agua es subterranea, se tienen terrazas para adaptar cultivos de una region a otra, con microclimas, como los de Moray, y el agua corre por canales descubiertos con caidas de agua. Se escucha el viento en la montaña, el canto del agua al correr y caer, y te recorre una sensación entre de meditación y gozo. Ha de ser la falta de oxígeno por la altura (jajaja).

Día 4 – Chinchero, Maras y Moray

Tour de mañana, crei que no nos ibamos a levantar despues de que llegamos tan tarde a Cusco, pero ahi vamos. El dia siguiente hicimos un tour de medio dia a una region al norte donde hay una explotación de sal, es un pueblo quese llama Maras. Esta explotacion se hace empozando agua que surge salada de la montaña, de un manantial pequeño, y dejando que el sol seque el agua. Esta sal la usaban los Incas y preincas para momificar a sus difuntos importantes, y hoy día los comuneros la explotan para sales de baño, sal rosada que se usa como condimento sobre ensaladas, pero no para cocina, y sal de mesa. en este tour tambien pasamos por chinchero, que está dedicado a los textiles de alpaca y de vicuña, y terminó en Moray, que es una ruina en la que los Incas hacian adaptación de cultivos de las diferentes regiones usando un sistema de viveros con microclimas que tambien es impresionante.

Día 3 – Machu Picchu

Decidimos no salir tan temprano como para ver el amanecer en Machu Picchu (hubieramos tenido que estar de pie a las 4:30 am), pero de todas maneras los ruidosos españoles que si decidieron irse al amanecer nos despertaron, ya subian y bajaban, ya se gritaban por el cubo de la escalera, incluso hubo una que cantaba opera mientras se bañaba. ¡Que desconsiderados!
Pasamos la noche y en la madrugada salimos a Machu Picchu Arqueológico, que está en la cima de una montaña, subes en un autobus que sale cada 15 minutos. Originalmente nuestro guia nos dijo que podiamos ir a ver el amanecer, si subiamos en bus a las 4:30 de la mañana, pero como andabamos de arriba para abajo todo el dia anterior yo consideré que ibamos a subir a las ruinas a las 6:00 para alcanzar a subir al Huayna Picchu. Machu Picchu quiere decir “vieja montaña” y Huayna Picchu “montaña joven”, La ciudad de Machu Picchu está entre estas dos montañas, y el punto de observacion en la cima de Huayna Picchu es fantástico, pero está restringida la entrada a 200 personas por dia en dos turnos, uno de 7 a 8 am y otro de 10 a 11 am. Casi no llegamos al acceso, nos retrasamos un poco y estabamos entrando al Huayna Picchu al 10 para las 8. Solo mi hermana y yo hicimos la escalada, son 300 mts verticales pero vas pegado al costado de la montaña y es una caida vertical de vértigo. Cuando llegas arriba, una caminada de 45 mins o una hora, realmente te sientes en la cima del universo, tienes la vista clásica de las fotos de Machu Picchu a tus pies y es una tranquilidad y una adrenalina de la subido que te ponen en un estado de ánimo indescriptible. Para salir de ahi, caminas como unos 20 metros y tienes que pasar por un templo pequeño, dedicado al sol (perobutofcourse) donde te tienes que meter por una cueva, que se hace tan estrecha que el último tramo lo haces a gatas sintiendo la piedra envolviendote en todos tus costados, y cuando sales (todo el recorrido son como 15 o 20 pasos, no mas) es literalmente una metáfora de que entraste al vientre de la montaña, a la pacha mama, y fuiste parido, pasas de la ansiedad de la claustrofobia al espacio abierto, aéreo y vertical de la montaña, es una genuina transición fisica y mental y es super emocionante.

Estuvimos casi todo el dia en las ruinas y en la tarde bajamos a comer a Aguas calientes y a tomar el tren y luego el bus de regreso a Cusco. Estaríamos llegando alrededor de las 11 de la noche.

La comida en Aguas Calientes fue en un restaurante “El Indio Feliz” y estuvo buenísima.

Dia 2 – Valle sagrado y tren a Aguascalientes

En el Mirador del Valle Sagrado
Mirador del Valle sagrado

Empieza la ida a Machu Picchu, salimos a las 8 am y empiezo a vislumbrar lo bien organizados que están para controlar a todo el turismo. El flujo es constante, los sitios arqueológicos parecen asamblea de las naciones unidas, y el anfitrión (quien es el que dá la cara por parte de la operadora turística que contratamos por internet) nos confirma que el 60% de la actividad económica de Cusco es relacionada con el turismo en conexión primaria y secundaria. Él mismo estudio geología (la segunda actividad económica de Cusco es la minería de oro y plata), pero me imagino que tuvo mejor oportunidad dedicado a organizar viajeros.

En el mirador, Juanito corre para photombear mi encuadre
En el mirador. Juan a punto de photobombear

Día domingo, fuimos al Valle sagrado. Este valle podría recorrerse en dos o tres días, nuestro tour iba a ocuparnos todo el día con visitas a Pisaq (prehispánico y pueblo), Urubamba, y Ollantaytambo.

Este valle tiene un sitio arqueológico cada 5 km y tambien algún pueblecito que se dedica a algo en especial, que si la cerámica en Puka Pukara, que si la comida, etc. Entonces estuvimos viendo cultura popular y cultura prehispánica todo el día.

Antes de llegar a Pisaq paramos en el mirador donde se ve una perspectiva del rio Urubamba con las montañas de la sierra a un lado. La carretera va paralela al río y solo salimos de ella para subir a Pisaq, como siempre los sitios Incas son en las alturas, por cuestión estratégica. Otro dato interesante es que los españoles prohibieron vivir en estas ciudades altas, obligaron a que los asentamientos fueran en los valles y tierras bajas. Lo que quiere decir que casi todas estas ciudades estaban vivas en mediados del siglo 16.
Pisaq fue nuestro encuentro con la arquitectura “de la gente común”, con el sistema de terrazas que en ocasiones es para la agricultura y en otras ocasiones es para contener la erosión.

Pisaq. Muro que estailiza el talud de la montaña
Pisaq. Muros que estabilizan la talud para hacer terrazas sobre las que se construyen las casas
Pisaq. Zona de vivienda
Pisaq. Zona de vivienda
Visto desde la zona de vivienda, estas son las construcciones de tipo religioso y militar. El tipo de construcción era más fino y cuidadosopara las castas altas y los edificios importantes. Obviamente.
Pisaq. Zona religiosa y militar
El punto más alto de la zona de vivienda tiene una construcción que era punto de observación. LEs gustaba vivir por todo lo alto, a estos súbditos del Tihuantinsuyo
Estilo Tahuantinsuyo: vivir por todo lo alto.

Frente a Pisaq hay un cementerio, ocupaban cuevas en la ladera de la montaña para hacer los entierros. La gente realmente importante la momificaban para tener las momias como presencia, es decir, nunca las enterraban realmente, las tenian en exhibición y en ocasiones especiales las llevaban a los centros de culto, pero obviamente estas eran unas cuantas, el resto de la gente la enterraban en cuevas, desafortunadamente estas “huacas” han sido saqueadas en los siglos que este tipo de pueblos fueron olvidados durante la época colonial. Lo que me hizo preguntarme donde estarán todos los restos arqueológicos tanto de huacas como de excavaciones en general. El último día fuimos al museo del Inca y creo que muchos de estos sitios tienen algún museo de sitio, pero nosotros no entramos a ningún museo de sitio y lo que vi en el museo del Inca me parece bueno pero insuficiente. ¿donde estaran todos estos objetos?. Los objetos de metales preciosos seguramente se fundieron y acabaron como monedas o lingotes en el tesoro español.

Mototaxi en Pisaq. Simpaticos y omnipresentes estos "moscardones"
Mototaxi en Pisaq. Simpaticos y omnipresentes estos “moscardones”
En el mercado de artesanías en Pisaq pueblo
En el mercado de artesanías en Pisaq pueblo

Bajamos de Pisaq arqueológico a Pisaq pueblo y tuvimos un tiempo para ver un mercado de artesanías y algo de artesanos joyeros. Las artesanías las ves en todos lados, al grado de que ya te mareas. Juan compró recuerdos para sus amigos en este mercado, y un nuevo peluche para su colección “ciudad muñeco”.

El recorrido continuo hasta llegar a Urubamba, donde hicimos la parada para almorzar. El almuerzo era incluido por la agencia de viajes y me sorprendió gratamente el buffet, muy bueno. ¡Mi mamá comió trucha! :-)

Comida buffet en Urubamba
Buffet en Urubamba
Paqharina en Urubamba
Paqharina en Urubamba

De ahí fuimos a Ollantaytambo. Estas también son unas ruinas impresionantes en dos montañas distintas.

Pueblo de Urubamba y montaña pinkuylluna con los graneros o Colcas incas
Pueblo de Ollantaytambo y montaña pinkuylluna con los graneros o Colcas Incas
Ollantaytambo, las terrazas y el sitio del templo principal
Ollantaytambo, las terrazas y el sitio del templo principal
Montaña Pinkuylluna y el templo del agua, desde las terrazas a medio camino en la subida
Montaña Pinkuylluna y el templo del agua, desde las terrazas a medio camino en la subida

Ollantaytambo estaba en proceso de construcción cuando la conquista española, y como parte del enfrentamiento Inca-España el Inca inundó el valle en el que está Ollantaytambo, lo que provocó la destrucción de algunas de sus construcciones. Pero una cosa interesante es que se tienen los remanentes que nos demuestran como cortaban la piedra en la cantera (a unos kilómetros en la montaña vecina) y la llevaban hasta la cima de la ciudad (cruzando el río, y por una red de planos inclinados que aun existen). Hay piedras que están colocadas en su sitio y otras que se quedaron en el lugar donde las estaban puliendo y cortando, así que es bastante bien fundamentada la técnica constructiva. Usualmente los libros de historia dicen que movían estas grandes piedras sobre troncos, empujándolas, pero por los vestigios de este sitio se sabe que más bien las hacían rodar sobre piedras de río pulidas y esféricas.

Ollantaytambo
Ollantaytambo
Caminando hacia el templo del agua
Caminando hacia el templo del agua
Colca en el Pinkuylluna, desde el templo del agua
Colca en el Pinkuylluna, desde el templo del agua

Cuando bajamos de las ruinas de Ollantaytambo, en la tarde, en ese mismo pueblo tomamos el tren que lleva a Aguas Calientes, también conocido como Machu Picchu pueblo. A este pueblo no hay carretera, el único medio de transporte es el tren, es un viaje escénico muy bonito también. Hay algunos a los que les gusta el deporte andino que caminan desde Cusco usando el camino del inca, pero no era nuestro plan, jeje. Los grupos que caminan hacen cuatro o cinco días desde Cusco, o dos días desde Urubamba, o un día desde Ollantaytambo. Estos grupos tiene que registrarse para hacer esta excursión y se mantiene limitado el numero de gente ya que se cruzan despoblados a gran altura y no es una excursión para el público general, si tiene cierto nivel de riesgo.

A punto de subir al Inca Rail

Aguas Calientes es un pueblo pequeñito en un lugar donde hay fuentes termales, de ahí su nombre. A nosotros nos recordó Baños de Agua Santa (de Ambato) . Con una geografía super accidentada y vertical, todo el pueblo dedicado al turismo y con una gran tendencia al hippismo. Prácticamente todos los edificios son hoteles y hostales de todos precios y calidades. Incluso como mucha gente no sabe que hay baños de aguas termales, hay tiendas que alquilan trajes de baño y toallas.

Cerveza, la recompensa del viajero

Llegamos relativamente tarde a Aguas Calientes. Nuestro Tren tuvo que parar por dos horas a dar paso a otros trenes porque un tren que venia en sentido contrario se descompuso y tuvimos que esperar a que lo sacaran de la vía. En ves de llegar a las 8 pm llegamos a las 10 pm, lo único que hicimos fue buscar una pizzeria (“Cala”, también buenísima. confirmo que en Perú se come bien por regla general) e irnos a dormir. La agencia de viajes nos recomendaba estar en la fila para los buses que te suben a Machu Picchu a las 4:30 am pero por la caminata del día y el retraso en el tren decidimos mejor llegar a Machu Picchu a las 7am.

Y así terminó el segundo día (y el mes de abril).

Día Uno: Mañana libre y City Tour con Plaza de armas, Catedral, Koricancha, Qenqo, Sacsayhuaman y Tambomachay

Cusco, un valle bastante estrecho, a 3,300 mts sobre el nivel del marPlaza de armas con la catedral al fondoDescansamos bien en un hotel de dos estrellas que, como le dije a mi suegro, son suficientes mientras estén bien cuidadas. El Tour no iba a empezar hasta la una de la tarde, así que después de desayunar paseamos por la plaza de armas (el hotel estaba a media cuadra), subimos caminando a la plaza de San Blas, por una calle en la que está la famosa Chula chola de los doce ángulosPiedras de los 12 angulos. Foto obligada“piedra de los doce ángulos” cuyo chiste es que está tallada para ajustarse a la perfección con las piedras circundantes, al grado que tiene doce cortes . Toda la ciudad colonial se construyó encima de la ciudad Inca, por lo que los basamentos principalmente corresponden a muros que eran de las construcciones incas originales.

San Blas

San Blas es una iglesita con una pequeña plaza a un lado, con una fuente, y sobre la fuente un miradorcito. En este barrio hay una gran cantidad de tiendas de artesanías de todo tipo, y algunos almacenes de arte, instrumentos musicales, cerámica, bastante simpáticos.

Fuente en San Blas

En los tejados de las casas se adornan con una Cruz con una yunta de bueyes, es una tradición similar a la ecuatoriana de la cruz de huasipichana. Los toros son de material cerámico y se les conoce como toros Pucará.

Regresamos a la plaza de armas, visitamos los alrededores y paramos a tomar café en un cafecito muy agradable frente al convento de Santa Catalina
Disfrutando el café, disfrutando la familia
Después del café nos correspondía entrar a la Catedral, donde tambien es limitado el horario en el que atienden a los turistas, pero una confusión en la hora en que empezaba nuestro tour hizo que no pudieramos entrar a Catedral. Estuvimos esperando fuera hasta que salió el grupo con el guia que nos correspondia, de nombre Jimmy.
A punto de iniciar el city tour, frente a la iglesia de La Compañía de Jesús
Jimmy nos llevó por la calle lateral a La Compañia con profusas explicaciones sobre la transformación de Cusco Inca en Cusco español.
El "grupo de jimmy" en la calle peatonal Loreto
Justo despues de esta foto cruzamos una calle y Jimmy iba a un paso bastante redoblado, yo iba conversando con él cuando paramos a ver porqué no nos seguia el grupo y resultó que era porque Pris metió mal el pie en una tapa de metal que estaba en el piso y se cayó, lastimandose la rodilla, todo el grupo paro a ayudarle a levantarse, excepto yo que estaba más interesado en las ruinas que en mi vieja echa ruina, creo.

Llegamos al templo convento de Santo Domingo, que se construyó encima de la Qoricancha, un templo dedicado al sol construido por Pachacutek. Las construcciones de Qoricancha son tan finas que los monjes no las destruyeron sino que las usaron tal cual, construyendo los muros del convento alrededor de los muros Incas. Un temblor en los años 50s hizo que se desplomara el segundo piso y parte del techo de la construcción española, En qoricancha, verificando el alineamiento de las ventanaspero la parte inca sigue en pie sin mella. Yo no me di cuenta que eran muros incas, de lejos parecian muros hechos de manera moderna, pero te acercas y es realmente una maravilla de ingeniería civil y tallado de piedra. A Priscila la atendieron en la enfermería del lugar, le pusieron una pomada del tigre que le ayudó bastante. Dice que en la enfermería habia dos turistas recibiendo oxígeno. Hay gente mas sensible que otros a la altura, me queda claro que no exageran cuando en todas partes hay te de coca, caramelos de coca y hojas de coca para mascar disponibles.
En Qoricancha ademas de ver muros incas hay pinturas, patios con esculturas modernas, una reproducción del famoso diagrama que  supuéstamente era el altar mayor de la Coricancha, con la descripción de la cosmovisión inca, y que hiciera famoso por su descripción el cronista Juan de Santa Cruz Pachacuti

Salimos de qoricancha y nos subieron a un autobus Qenqo, donde se hacian las momificacionespara ir hasta el sitio de Qenqo o Q’nqo. Esto está a 10 o 15 minutos de Cuzco, un par de km arriba de Sacsayhuaman. En Qenqo se sabe que era el lugar donde se hacían los rituales de adoración a la Pacha Mama y probablemente era el lugar donde se preparaban las momias de los personajes importantes.

De aquí bajamos a la zona arqueológica de Sacsayhuaman. Se sabe que este lugar ya existia desde tiempos preincas, y que fue un lugar que estuvo activo hasta la llegada de los españoles. Un sitio eminentemente religioso, con una espléndida vista de la ciudad a sus pies.
Sacsayhuaman. Nido de aguilas
Algunas de las piedras de estas murallas pesan cientos de toneladas. La cantidad de trabajo para levantar estas edificaciones es impresionante.
Vista de Sacsayhuaman. Algunas piedras de esa muralla pesan cientos de toneladas
Tuvimos una media hora para pasear entre las ruinas, antes de volver al autobus para la siguiente parada
Disfrutando como Inca, o sea, como reySacsayhuaman, con Cusco al fondo

Y llegamos a uno de los puntos mas altos de todo nuestro viaje, a 3,600 metros sobre el nivel del mar. Tambomachay era un sitio donde se controlaba la entrada a al ciudad. Si los sacerdotes y militares que controlaban el paso consideraban que eras digno, realizabas rituales de purificacion en le agua de este templo, y continuabas tu caminio. si no eras digno, dejabas tus encargos aqui y dabas la vuelta y regresabas.Fuentes de agua en Tambomachay
En el camino de regreso a Cusco, paramos en una tienda para recibir una educación de parte de los vendedoressobre lo que es alpaca, vicuña, baby alpaca y como distinguir lo genuino de las imitaciones. Lindisimas prendas, pero no les llegabamos al precio.
Aprendiendo a distinguir la Alpaca de la imitación.
Y de regreso a Cusco, fuimos a comer a Pachapapa, frente al a iglesia de San Blas. Un lugar con un ambiente muy relajado, y con una carta basada en platos que cocinan en un enorme horno de leña que tienen en el patio. Dicen que el cuy de este lugar es muy bueno, pero yo no lo pedi (como todo cuy, debe hornarse por dos o tres horas, asi que tienes que planearlo si vas a comer cuy.) Otra vez, una comida basada en lo tradicional pero con buenos toques de originalidad moderna. Mi mamá pidió su segunda trucha aqui, y dice que estaba tan buena como la primera.

Vacaciones en Perú

Logotipo PerúNos fuimos de vacaciones a Cusco, con el objetivo principal de visitar Machu Picchu. Recién llegamos el pasado viernes 5 de mayo. Y les voy a relatar el viaje con unos cuantos posts, porque si fue una experiencia lindísima que vale la pena describir antes de que olvide como estuvo.

Después de que falleció mi papá en agosto del 2015 una de las cosas que más nos entristecía era que siempre que venía de visita a Ecuador insistía en que teníamos que ir a Machu Picchu y que Perú estaba tan cerca que el próximo viaje, ahora sí, íbamos a hacerle una extensión a Perú y bla bla.

Una buena racha financiera hizo que finalmente tuviéramos algunos ahorros en el banco y así casualmente en una comida familiar que nos acordamos del viaje que el abuelo León ya no hizo en vida, y en un instante nos dijimos que había que hacerlo, que para que esperar más, así que nos decidimos y en dos días de investigación supimos que viajar a principios e mayo era lo mejor porque ya había pasado la temporada de lluvias, las tarifas aéreas estaban mas accesibles y además uno de los pasajes de avión lo compramos con kilómetros de viajero antes de que caducaran. Juanito tendría que faltar a clases, pero creo que la experiencia lo justifica.

Dos fuentes de consejo principales tuvimos: Hugo y Silvia que habían hecho ese viaje hace un par de años, y el primo Santiago Ramos que estuvo ahí con su Papá en el 2016 y antes había estado en su viaje bicicletero por Sudamérica.

Y sucedió qué, ya organizado nuestro viaje, les comenté a mi mamá y a mi hermana Vero, y que a ellas que se les antoja y que se nos pegan. Felicidad absoluta.En Miraflores - Callao

Así que pasamos unos 6 días muy intensos y súper bonitos entre el 28 de abril y el 5 de mayo. Volamos directo a Cusco, bueno, directo es un decir porque hicimos transbordo en Lima, pero me refiero a que no tuvimos presupuesto o tiempo en Lima, esa ciudad ya quedará para otro viaje. Mi mamá y Vero si decidieron quedarse un día en Lima, empezaron su viaje dos días antes que nosotros, pero a la final no fueron a Lima ciudad, se quedaron en Miraflores que es un barrio turístico en el Callao, el Puerto de Lima, para llegar a Lima propiamente tendrían que haber tomado un transporte y viajado una media hora, así que prefirieron quedarse en el malecón, y hacer un poco de turismo peruano costeño.

Encuentro en el aeropuerto de LimaSin haberlo programado así, pero casi, nos encontramos en el aeropuerto. Fue un encuentro muy feliz, ayudó a que el tiempo pasara más rápido, nuestros vuelos eran en lineas distintas, nosotros salíamos media hora antes y ellas media hora después, pero quiso el destino que ellas llegaran antes que nosotros, porque cuando nuestro avión iba a aterrizar en Cusco, el mal tiempo le impidió tomar pista, y en lo que hizo el periplo para hacer un segundo intento el avión de mi mamá y vero aterrizó. Así que llegamos media hora después que ellas.

Cusco está a mas de 3 mil metros de altura sobre el nivel del mal, así que ya desde que entras en la sala para recoger el equipaje ya hay un canasto con hojas de coca para que te eches un par a la boca y mastiques, no te vaya a dar “soroche” o mal de altura.Hojas de Coca para masticar

El servicio de transporte provisto por la agencia de viajes solo nos iba a recoger a nosotros y a mi mamá y hermana, así que ellas decidieron quedarse esperando en el coche, e hicimos el viaje del aeropuerto al hotel juntos, risa y risa y platica y platica. Al llegar al hotel que nos damos cuenta que nos habíamos confundido de maleta, y que triamos la maleta equivocada. Danu nos había prestado una maleta, por lo que no estaba yo familiarizado con ella, pero lo mas loco es que en Lima teníamos que pasar aduana y cuando toco recoger la maleta… habían puesto nuestras maletas en otro destino y pasamos un poco de angustia porque la maleta no aparecía. Parece que la maleta de Danu no quería viajar con nosotros, jajá.
Bueno, los de la agencia se vieron bastante frescos dándome una vuelta más al aeropuerto, como llovía y había un tráfico medio pesado la vuelta completa, incluyendo trámite de devolución de la maleta equivocada y recuperación de la propia llevó una hora completa, así que lo único que hicimos fue ir a dar una caminada nocturna por la plaza de armas, ubicar un restaurante, Nanu raymi, que nos había recomendado una amiga ecuatoriana,  y que resultó muy bueno. Mi mamá comió la primera de sus truchas de lo que al final del viaje llamamos su “maratón de la trucha”, ya se imaginarán por qué.Nuna Raimy. Desfalleciamos de hambre porque no habiamos almorzado
Una de las cosas que yo tenía previsto era probar comida peruana y no me decepcioné. Desde el primer día comimos riquísimo, y con la imprescindible Cusqueña, una sabrosa Lager rubia, que también hacen en variedades blanca de trigo, blanca de quinua, lager oscura y lager roja. El lugar hace una fusión de sabores orientales, con jenjible, ajonjolí, sabores medio Tailandeses, medio japoneses, con platos tradicionales peruanos, como la papa, el filete de alpaca, la quinua.

De ahí nos fuimos a la camita, al día siguiente nos tocaría conocer Cuzco con un city tour a partir de la una de la tarde.